¿Va Microsoft demasiado lejos para protegernos?

Microsoft

Es caminar en la cuerda floja para un proveedor de Sistemas Operativos. Si su sistema operativo está comprometido por virus o malware, se clasifica como inseguro y le culpan por ello. Pero si genera demasiada seguridad en el sistema operativo, le llaman exceso de control y hasta podría recibir la bofetada de una demanda antimonopolio.¿Qué distancia es ir demasiado lejos para encasquetarle la protección anti-virus a los usuarios, de su propia marca?

En los viejos tiempos el sistema operativo MS-DOS, era básicamente sólo un sistema operativo. Si quisiéra hacer algo con él, tendría que instalar aplicaciones. Windows (que en sus primeras encarnaciones no era un sistema operativo en absoluto, sino una cáscara (Shell) que se ejecutaba encima de MS-DOS, añadió más y más aplicaciones básicas integradas: procesador de textos sencillo, calculadora, juegos, aplicaciones de comunicaciones, etc. Fué la inclusión del navegador Internet Explorer lo que realmente levantó la ira de los vendedores de software y terminó en sendas demandas antimonopolio en los EE.UU y la Unión Europea. Más tarde los mismos problemas se plantearon sobre la inclusión de Windows Media Player.

En el momento en que llegamos a Windows XP, había todo tipo de aplicaciones incluidas - incluso un firewall de seguridad rudimentaria - pero una categoría de software que todavía tenía que ser adquirido por separado, era el anti-virus y anti-malware. Microsoft comenzó a moverse en esa dirección cuando se incluyó Windows Defender, un producto anti-spyware, (anti-espia), en Vista y Windows 7. Mientras tanto, en 2009 lanzaron Microsoft Security Essentials, un programa anti-virus gratuito que puede ser descargado desde el sitio web de Microsoft para Windows XP, Vista y Windows 7. Sin embargo, el usuario aún tenía que buscarlo e instalarlo.

Ahora esto está a punto de cambiar. Bueno, más o menos. Microsoft ha anunciado que comenzará la entrega de Microsoft Security Essentials a través del servicio Actualizaciones de Microsoft (Update). Eso pudo haber molestado a algunos usuarios, que creyeron que tendrían anti-virus de Microsoft obligados a aceptarlo tanto si quieres como si no. La buena noticia es que, Security Essentials sólo aparecerá como una actualización opcional. Usted todavía tiene que marcar la casilla si desea aceptar e instalarlo. Y sólo se mostrarán si Windows detecta que no se está ejecutando otro programa anti-virus. Así que si usted tiene su propio anti-virus favorito, como muchos de nosotros, ni siquiera aparecerá como una opción.

Puede haber algunos casos en que su antivirus no se comunica con Windows y así no se detecta, pero una vez más, sólo se ofrecerá como una opción y no tienes que aceptarlo. Dadas estas condiciones, la intención parece bastante obvia: forzar a los que ejecutan sistemas sin protección anti-virus a instalar una solución anti-virus. Sin embargo, algunos ven esto como un primer paso hacia la inclusión de anti-virus en Windows, así como un anti-spyware y un cortafuegos (firewall) ya están incluidos en la actualidad. Algunos ven este fin como algo bueno, y otros como no tan bueno y algunos incluso lo ven como otra potencial demanda de defensa de la competencia.

El software de seguridad gratuito que ofrece Microsoft es bastante básico, y los que "saben" en general, compran e instalan productos destacados y más completos, pero, ¿el consumidor medio lo sabe (o le importa) la diferencia? Se puede argumentar que, independientemente de si hay un programa antivirus incluido con el sistema operativo, los usuarios son siempre libres para desactivarlo e instalar uno de su propia elección. Por otro lado, muchas personas son básicamente perezosas, y / o quieren ahorrar dinero, y así se quedan con la solución incorporada en la instalación. ¿Sería esto una amenaza para los vendedores de productos anti-virus?

Creo que la clave está en los vendedores que deben mostrar cómo sus productos son mejores. Si los usuarios pueden ver cuáles son las diferencias, y ver el valor que hace que merezca la pena pagar un poco más y tomarse un poco de tiempo en instalar y configurar, lo harán - como muchos usuarios hacen el esfuerzo en descargar e instalar Firefox o Google Chrome, o cualquier otro navegador web alternativo a pesar de que Internet Explorer viene con Windows.

Si quiere seguir este debate, abajo hay un link a al foro de Win7news.net en inglés con los siguientes temas: ¿Si se ofrece una solución gratuita anti-virus a través de Actualizaciones Microsoft (Update) - incluso si sólo está disponible en sistemas en que no se detecte otro programa antivirus - es dar a Microsoft una ventaja injusta en ese espacio? ¿Y si empezara a incluir su programa de antivirus con el sistema operativo? En caso de que se permita (el tiempo que puede desactivarlo e instalar uno diferente), o bien que crean una situación de defensa de la competencia? Algunos piensan que Microsoft debería ser la obligación de incluir AV libre y software de seguridad como parte del sistema operativo, ¿cómo te sientes sobre eso? ¿La próxima versión de Windows se han incluido AV con él? ¿Podría que la amenaza de otra demanda antimonopolio el gran riesgo al que se refería Steve B. en relación con Windows 8? No lo creo, pero es una pregunta interesante.

Este es un extracto traducido del artículo de Deb Shinder, Editor de Win7news.net. Copyright Sunbelt Software, Inc. 1996-2010.

Quien está en línea

Hay 67 invitados y ningún miembro en línea